Viaje en caravana por Eslovenia – 3a etapa: Maribor

Nos levantamos hacia las 9 de la mañana, recogemos los bártulos y pasamos por caja a pagar nuestra estancia de 7 noches en el Camping Bled, base de la 2a etapa de nuestro viaje en caravana por Eslovenia. En un par de horas de autopista nos plantamos en Maribor, que será la base de esta 3a etapa. Maribor es la segunda ciudad más grande del país en número de habitantes (100.000 h.) tras la capital Liubliana.

Camping Center Kekec (Maribor)

El Camping Kekec o Avtokamp Kekec se encuentra en un entorno urbano, muy cerca del Maribor Pohorje Ski Resort, la estación de esquí más grande de Eslovenia. Está en un barrio residencial muy tranquilo, aunque en un radio máximo de 5-10 minutos a pie encontramos comercios, supermercados, bares, restaurantes, y hasta una tienda de bicicletas.

Camping Center Kekec Maribor
Acceso al camping, por Pohorska ulica. Atención a este dato, ya que el navegador del coche nos metió por un camino antes de llegar a este acceso. Llegamos igual, pero es mucho mejor por aquí. Calle arriba se encuentra el Maribor Pohorje Ski Resort, la estación de esquí más grande de Eslovenia.

El camping me sorprende muy positivamente. Es pequeño, creo que de gestión familiar, y todo está cuidado hasta el más mínimo detalle. Limpio hasta el extremo, césped recién cortado, parcelas y caminos cuidadísimos, bloque de servicios impoluto… De lo mejorcito que hemos visto. Dispone de un bonito parque infantil, aunque no hay piscina, ni animación, ni miniclub. No nos importa demasiado, ya que pasamos la mayor parte del tiempo fuera. Está al 50% de ocupación aproximadamente, supongo que aquí la temporada alta es en invierno.

Tan pronto colocamos la caravana en la parcela (de grava y césped delimitados con tiralíneas) empieza a llover. Comemos en la caravana y luego miramos una peli (Señales, de M. Night Shyamalan, con Mel Gibson de prota). Pasamos buena parte de la tarde metidos en la caravana, esperando que pare de llover.

Camping Center Kekec
Camping Center Kekec.

Hacia las 18,30 h cogemos las bicis con el cielo aún amenazando lluvia, y nos vamos a dar una vuelta por las proximidades del camping. En menos de cinco minutos llegamos a la estación de esquí, donde parten los remontes hacia las pistas. Están abiertos, y se puede subir para hacer excursiones y demás. También se pueden llevar las bicis, ya que la estación cuenta con un bike park.

Volvemos al camping, y tras preguntarle, el señor de recepción nos informa que hay un carril bici que llega hasta el centro de la ciudad. Son unos 5 km por un entorno totalmente urbano. Obviamente lo probaremos.

Ptuj, la ciudad más antigua de Eslovenia

Ha estado buena parte de la noche lloviendo. Por la mañana llovizna, esa lluvia finísima que parece que no moja, pero que cuando llevas un rato a la intemperie, acabas empapado. Así que tras desayunar en la caravana, decidimos aplazar la visita en bici a Maribor que teníamos prevista para esta mañana. Queremos realizar la visita en bicicleta sí o sí, y para eso es mejor que no llueva.

Como alternativa, nos subimos al coche y nos acercamos a Ptuj, a unos 30 km / 30 minutos. Es una visita que tenemos en la agenda. Cuando llegamos está muy nublado pero no cae ni una gota de agua. Entramos a la ciudad por un gran puente sobre el río Drava, del cual no he podido averiguar el nombre. Muy cerca de allí topamos con un parking al aire libre (0,50€ / hora). Aparcamos y volvemos a pie hasta el puente por el que acabamos de atravesar, para sacar una foto a la ciudad desde allí.

Ptuj
Ptuj desde el puente por el que entramos a la ciudad. A la izquierda el campanario del monasterio Dominicano, en el centro en lo más alto de la colina, el castillo, y a la derecha el campanario de la antigua catedral de San Jorge.

Ptuj (23.000 h. aproximadamente) es la ciudad más antigua de Eslovenia, y la verdad es que es muy bonita, con sus casas medievales, plazas y calles empedradas. Nada masificada, tal vez por el tiempo que está haciendo, pero la verdad es que hasta el momento, lo único masificado que hemos visto en Eslovenia ha sido Bled, y en menor medida, la costa (Piran principalmente).

El centro de Ptuj y el castillo

Paseamos por las viejas calles adoquinadas de Ptuj, peatonales en todo el centro histórico, y subimos hasta el castillo, como no, en lo alto de una colina que domina la ciudad (entradas: 6 € / adulto + 3 € niño = 9 €). Es una visita obligatoria si visitamos Ptuj. El castillo es bonito y en su interior encontramos una exposición de armaduras y armamento medieval, salas con el mobiliario original y diversas exposiciones. Y por supuesto, unas vistas excepcionales de la ciudad.

Ptuj
Calle Prešernova ulica. Muy cerca encontramos la Oficina de Turismo y la Catedral de San Jorge.
Ptuj
Ptuj desde el castillo. En primer término el campanario de la antigua catedral de San Jorge.

También nos acercamos hasta el convento dominicano, aunque no entramos. Comemos en un Food Truck de comida cubana que encontramos buscando un cajero, en la plaza Novi trg, detrás de la antigua catedral de San Jorge. Uno de los dos chicos que atiende habla español, aunque por su acento no parece cubano ni latino. Dos chaletas de pollo muy ricas de tamaño gigante, patatas fritas y una cerveza Sol = 14,70 €. Tras la comida, nos sentamos en la terraza de un café cercano y me tomo un cortado y mi hijo una Fanta. Luego volvemos a Maribor.

A Maribor por el carril bici

Como aun no son las 5 de la tarde y hace buen tiempo (eso no quiere decir que luzca el sol, simplemente no llueve) cogemos las bicis y vamos a probar el famoso carril bici hasta el centro de la ciudad. Al principio es solo una acera compartida con los peatones, pero al cabo de unos cientos de metros se convierte en un auténtico carril bici, pintado de rojo, con sus semáforos y todo.

Maribor
El carril bici que lleva al centro de Maribor.

Desde el camping son unos buenos 5 km, aunque llanos y sin ninguna dificultad. Debemos cruzar muchas calles y carreteras con alto tráfico. Pero cero problemas, aquí los conductores están muy concienciados con los ciclistas y SIEMPRE nos ceden el paso. En los semáforos, además de las típicas figuras del peatón, aparecen figuras de bicicletas. Por cierto, no recuerdo haber escuchado ni un claxon en Eslovenia. En el centro de la ciudad, damos unas vueltas por sus calles peatonales, y nos plantamos en la bonita Plaza Mayor (Glavni Trg). Ha sido un primer contacto con la ciudad. Ahora ya sabemos el camino, mañana volveremos y visitaremos la ciudad más detallada y tranquilamente.

Glavni trg, Maribor

Maribor y tarde de relax en el camping

Por la noche vuelve a llover, parece que es algo habitual por estos lares. Hacia las 8,30 de la mañana aun llueve, por lo cual nos quedamos un rato más en la cama. A las 9,45 ha parado, hasta ha salido el sol y todo. En realidad ha acabado haciendo muy buen día. Tras desayunar, cogemos las bicis y volvemos a recorrer el mismo camino que ayer, uns 5 km hasta el centro de la ciudad por el carril bici. Volvemos a comprobar que los coches (¡y camiones y autobuses!) siempre dejan pasar a las bicis. Siempre. Es un placer circular en bicicleta.

Maribor
Carriles bici en el centro de Maribor.

Una vez en el centro de la ciudad, paseamos por las calles peatonales del centro histórico (castillo convertido en museo, Plaza mayor (Glavni Trg), Catedral de San Juan Bautista, etc) y añadimos una escapada hasta la orilla del río Drava. Allí se encuentra la que dicen es la viña más antigua del mundo (400 años de edad) que tiene su propio museo entorno al mundo del vino, ya que esta es una importante zona vinícola. Por la orilla del Drava discurre un bonito paseo, por donde realizar paseos a pie o en bici.

Maribor
La viña más antigua del mundo y su museo, a orillas del Drava.

Pasada la hora de comer pero sin haber comido volvemos al camping. Antes de llegar, ya muy cerca, atamos las bicis a una señal de tráfico y entramos en un supermercado Jager a comprar algo para comer. Salchichas típicas, pan y chocolate. Comemos en la caravana y nos echamos una larga siesta como unos campeones. Y lo que queda de día, lo pasamos en el camping, de relax. Mientras escribo el diario del viaje, mi hijo hace los deberes. Cuando acabo de escribir, me estiro en mi comodísima tumbona «gravedad cero» y leo algún capítulo más del libro que llevo entre manos, La última cripta de Fernando Gamboa, muy ameno y entretenido.

Incursión en Hungría

Hoy visitamos a los amigos que conocimos en Bled. Viven en Budapest pero pasan las vacaciones en un pueblecito a unos 100 kms de Maribor, pasada la frontera húngara. Casualmente, Hungría ha apuntado hoy mismo a España en su «lista naranja» de países Covid-19. Ello conlleva que puntualmente a partir de hoy se imponen restricciones a los españoles que viajen allí… en avión. Pero como la visita ya estaba programada con anterioridad, decidimos realizar el viaje igualmente. En coche, por supuesto.

Hungría
Circulando por una autopista húngara.

En poco más de una hora nos plantamos allí. Mientras los niños juegan, los adultos charlamos un rato y nos tomamos un café. Luego vamos todos a bañarnos a un precioso lago situado en un pueblo cercano, el lago Kistolmácsi-tó, en la localidad de Kistolmacs. Hay poca gente y (presuntamente) casi todos ellos vecinos de los alrededores. Los niños disfrutan tirándose al agua desde el pequeño embarcadero, y pasamos allí un buen rato.

Kistolmacs
Lago Kistolmácsi-tó, en la localidad húngara de Kistolmacs.

Tras el refrescante baño, vamos a comer a un restaurante cercano en medio de un bosque de robles, abetos y no se cuantas especies de árboles. Un paraíso natural. Acabamos el día en casa de nuestros amigos, hasta que a las 20h nos volvemos a Maribor. Llegamos al camping alrededor de las 21,45 h. El retraso se debe a que los húngaros han montado un control cerca de la frontera que ha provocado una cola kilométrica. Cuando nos toca pasar me piden la documentación (DNI) y continuamos sin problema alguno. Mañana más.

Visita a Celje y su castillo

Día radiante, por fin, sin lluvia ni de noche ni de día, creo que por primera vez desde que llegamos a Maribor. Por la mañana después de desayunar, cogemos el coche y nos vamos a Celje, a 50 km de Maribor. Al llegar aparcamos en un parking al aire libre muy cerca del centro histórico, que nos sale gratis porque los parquímetros no funcionan. Lo más destacado de la ciudad es su casco antiguo y su castillo, en lo alto de una colina por supuesto. Típico casco antiguo, en este caso muy arreglado, como un pincel, con todos los edificios y calles muy limpias y cuidadas. Se ve rápido porque son cuatro calles.

Celje
Centro histórico de Celje.

El GPS nos lia de manera extraordinaria para llegar hasta el castillo. Nos mete por urbanizaciones y caminos estrechos y sin asfaltar, aunque al final llegamos. En estos casos siempre pienso que menos mal que vamos sin la caravana. Sobre el castillo, pues si estamos en Celje es normal que lo vayamos a ver. Pero no es nada del otro mundo, de hecho el más flojito de todos los que hemos visto.

Celje
Castillo de Celje.

Lo más interesante del castillo es una imprenta medieval totalmente operativa. Un impresor se encarga de mostrar su funcionamiento y de imprimir recuerdos a los que así lo desean. Es curioso e instructivo observar como se imprimía antiguamente. Por lo demás, el castillo está en ruinas en su mayor parte, y prácticamente lo único que se puede visitar en su interior es la comentada sala de la imprenta y el bar. Son muy interesantes las vistas de la ciudad desde el castillo.

Celje
Vista de la ciudad de Celje desde su castillo.

Zalec, la primera fuente pública de cerveza en la calle

Luego nos acercamos a Zalec, a pocos minutos de Celje. Poco antes de iniciar el viaje, un conocido me envió un enlace que me provocó mucha curiosidad. Era el titular de un periódico, que rezaba: “Eslovenia inaugura la primera fuente pública de Cerveza en la calle”. Como estamos cerca, por supuesto vamos a investigar in situ. Efectivamente, en una plaza al lado de un gran parque se han instalado varios surtidores de cerveza (6 o 7) y unas taquillas donde se compran los tickets. El espacio está habilitado con mesas al estilo «oktoberfest». Con los tickets dan una jarra, que se puede llenar una vez en cada surtidor. En cada uno de ellos se puede enjuagar la jarra con agua.

Zalec
Surtidores de cerveza en Zalec.

En el parque hay árboles, sombra, bancos y hasta tumbonas. Cada surtidor dispensa una marca diferente de cerveza, todas eslovenas. No sé cuanto cuestan los tickets, porque no los compramos, ni tan solo probamos la cerveza. Sí, es una lástima. Pero son las 3 de la tarde, estoy con mi hijo de 7 años y debemos regresar al camping, a 60 km de distancia. Es un lugar curioso, que sería divertido visitar con amigos… y por supuesto, quedarse a dormir en Zalec…

Domingo de descanso. Mañana nos vamos de Eslovenia

Domingo 9 de agosto. Nuestro periplo por Eslovenia llega a su fin. No puedo evitar sentir algo de melancolía, por dejar este maravilloso país que creo que llevaremos toda la vida en el corazón. Han sido 19 días durante los cuales hemos descubierto lo más importante e imprescindible de Eslovenia. De haberlo sabido antes, sin duda hubiésemos dedicado más tiempo a la zona del Parque nacional de Triglav y los Alpes Julianos, una zona del país que nos ha dejado la sensación de que da para mucho más. Pese a ello, hemos visitado todo lo que teníamos previsto y alguna cosa más, y encima nos han quedado días intercalados para descansar.

Hoy es un día de trámite. El primer y último día en los campings siempre acostumbramos a hacer poco. Hoy nos levantamos más tarde que de costumbre, al fin y al cabo estamos de vacaciones y está permitido hacer el vago. Las escasas tareas de hoy: leer, ver una peli después de comer, echar la siesta cómodamente dentro de la caravana con el aire acondicionado. Al atardecer, cuando se esconde el sol, recogemos algunos trastos y preparamos todo para salir al día siguiente temprano. Hasta siempre EsLOVEnia!!!

Viaje a Eslovenia en caravana

(Fecha del viaje: Del 15 de julio al 28 de agosto de 2020)

Información útil

Serie «En caravana por Eslovenia»

Recursos útiles

Civitatis  – Actividades en español en todo el mundo.

Intermundial – El mejor seguro para tus viajes.


AHORA CON EL 20% DE DESCUENTO

Booking.com – Hoteles, casas y mucho más.

Erasmusu– Alojamiento para estudiantes.

Pitchup – (campings).

CampingCard ACSI – (campings).

SkyScanner – El mejor buscador de vuelos.

Avis – Cancelación gratuita en los alquileres europeos.

AutoEurope – Alquiler de coches en todo el mundo.

Budget – Modifica tu reserva sin cargos adicionales.

VíaMichelín – Calcula tu ruta (opción cálculo con caravana).

Deja un comentario

 ¿TE VIENES DE VIAJE?

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN Y TE AVISAREMOS CUANDO PUBLIQUEMOS UN NUEVO POST